Jueves 20 de Junio de 2024

Hoy es Jueves 20 de Junio de 2024 y son las 13:41 - Mario Galoppo, Carina Bolatti, Informados lunes a viernes de 9 a 13 por radio EME

21.1°

Santa Fe

4 de septiembre de 2021

Adriana Varela, la voz rea del tango

En el Tango del Mediodía, Adolfo Barrios repasa historia y actualidad de una de las voces polémicas del tango. Discutida por tradicionalistas pero amada por el público joven, Adriana Varela sumó su estilo a la canción ciudadana, ofreciendo un estilo personalísimo.

Somos conscientes que hoy abordaremos un personaje polémico en el mundo del tango. Admirada e idolatrada por un sector, generalmente el de los más jóvenes, y denostada y rechazada por otro, el ortodoxo y tradicionalista.

Beatriz Adriana Lichinchi, conocida artísticamente como Adriana Varela o por su apodo La Gata Varela, nacida en Avellaneda un 9 de mayo de 1952.

Contrajo matrimonio con el tenista Héctor Hugo Varela, destacado doblista en el tenis argentino de los 70, de quien tomó el apellido, y con quien tuvo dos hijos, Rafael y Julia, ambos cantantes.

Trabajó un largo tiempo en su profesión, fonoaudióloga, especializándose en los pacientes neurológicos con afasia (trastorno del habla), estudiando psicoanálisis y lingüística.

Irrumpe en la escena del tango en los comienzos de los ‘90 desde una impronta proveniente del rock, y apadrinada por Roberto Goyeneche.

En 1986, había comenzado su carrera artística gracias a Juan Alberto Badía que la hizo debutar con Oscar Cardozo Ocampo, con los temas de Tanguito, y luego con un tema de Pablo Milanés. Más tarde. Néstor Marconi, la invitó a cantar tangos en un popular bar donde fue "descubierta" por el "Polaco" Roberto Goyeneche.

En 1991 comienza su producción discográfica en el sello Melopea con un casete titulado Tangos, que entre otros temas tiene una lograda y personalísima versión de “Muñeca brava”, como anticipándose al carácter de la figura que estaba surgiendo en el ambiente del tango. Dos años después graba un disco con nuevos temas, Maquillaje, donde además incluye la producción anterior. En este compacto participan como artistas invitados Roberto Goyeneche y el pianista Virgilio Expósito. Por estos trabajos obtiene el Premio ACE por dos años consecutivos.

Entre 1991 y 1996, registra tres discos más, los dos primeros para Melopea, el otro para Nueva Dirección en la Cultura. El primero Corazones perversos, con una muy buena versión del tango “Golondrinas” de Gardel y Le Pera. El segundo, Tangos de lengue, totalmente integrado por temas escritos por Enrique Cadícamo. El tercero, Tango en vivo, que como su título lo indica fuera grabado en vivo en junio del 96, en el Teatro Coliseo de Buenos Aires.

En ese mismo año, actúa en un importante recital en los bosques de Palermo ante más de 50.000 asistentes, y la acompañó el músico uruguayo Jaime Roos.

En 1997 viaja a Brasil para actuar con gran éxito en el Festival de Porto Alegre. Al año siguiente debuta en Uruguay en el Teatro Plaza donde la recibió una sala colmada, logrando superar con creces ese desafío tan importante ante un público conocedor y exigente.

En julio de 1998 conquista España. Allí realiza dos actuaciones al aire libre, en el marco de un Festival de Barcelona, logrando un suceso de tal magnitud, que la gente se puso de pie para aplaudirla largo rato.

Pocos meses después comienza a grabar dos nuevos discos: Cuando el río suena, con la dirección artística de Jaime Roos, donde incluye canciones murgueras y Más tango con la participación de grandes músicos que la acompañan en los diferentes temas, destacándose el bandoneonista Leopoldo Federico y al guitarrista Juanjo Domínguez.

Gran amiga de Cacho Castaña, Joan Manuel Serrat y Joaquín Sabina, compartió escenarios y recitales con ellos. Y junto a Goyeneche y Cacho Castaña llegaron a cantar en la Cárcel de Olmos, en Argentina.

A fines del 2001, editó “Más tango”, que la consagró como “Mejor Artista de Tango del Año”. En ese disco participaron destacados músicos argentinos como Leopoldo Federico, Osvaldo Berlingieri, Néstor Marconi, Rodolfo Mederos y Juanjo Domínguez, incluyendo clásicos históricos del género, como Corrientes y Esmeralda, Así se baila el tango, Yuyo verde y Pompas de jabón.

Obtuvo dos Premios Konex como una de las 5 mejores cantantes femeninas de tango en 1995 y 2015.

Entre los festivales en los que ha participado se encuentran: El Festival de Granada (España, 1994), Nantes (Francia, 1995), La cumbre de presidentes de América (Cartagena de Indias, Colombia 1997), Porto Alegre (Brasil, 1997), donde actuó tres noches seguidas y fue elegida para cerrar el festival.  El Festival Griego de Barcelona (donde actuó en 1998), Otoño en Madrid (2001) Festival “Tango en París" (Francia, 2001).

En 2005, realizó su primera gira europea que la ha llevado a escenarios del Reino Unido, Francia, Alemania y España.

El 25 de mayo de 2014 formó parte de los festejos por el aniversario de la Revolución de Mayo, en el marco del show "Somos Cultura" del Ministerio de Cultura de la Nación.

Podemos considerar que en la actualidad es una de las estrellas femeninas más rutilantes del tango, la más vendedora, la que más graba, la que más presencia tiene en los escenarios de Buenos Aires.

Pero también, la más discutida por los tangueros tradicionales, que no aceptan su estilo, y que opinan que representa una mala imitación del Polaco Goyeneche, de la última etapa.

Pero reconozcamos que provoca la admiración de muchos aquellos que no frecuentaban el tango, especialmente quienes tienen entre 30 y 45 años, y que se sienten atraídos precisamente por su estilo, a lo que suman su atrayente figura, su sensual personalidad, y su manera de interpretar, casi actoralmente, las letras de las canciones. A lo cual debemos agregar su inteligente y cuidada elección de repertorio, incluyendo clásicos de los mayores autores como Manzi y Cadícamo, hasta tangos reos, generalmente para ser cantados por hombres.

Como tributo a su mentor, interpretó como nadie “Garganta con Arena” de Cacho Castaña, en cuya letra se destaca un párrafo escrito para ella, y para su historia personal:

Ya ves, a mí y a Buenos Aires,

nos falta siempre el aire

cuando no está tu voz

A vos, que tanto me enseñaste

el día que cantaste conmigo una canción.

La escuchamos, de Cacho Castaña, GARGANTA CON ARENA, homenaje al Polaco Goyeneche:

COMPARTIR:

Comentarios

Escribir un comentario »

Aun no hay comentarios, sé el primero en escribir uno!